Envuelta en la urbe, una figura aparece sin distinguirse del todo de su entorno. Una escena habitual, tan única como cotidiana.
Similar Fotos