Esta fotografía hecha en el barrio del Raval de Barcelona quiere expresar el inevitable choque cultural y la convivencia diaria.
Similar Fotos